Denuncian que “modificaron la escena de muerte” del operario de subte

Daniel murió electrocutado mientras trabajaba. Hoy sus compañeros pararon dos horas todas las líneas.

Diego Martinez murió el martes en el taller de la línea D, en la estación de Congreso de Tucumán, en donde trabajaba. Esa muerte fue la que desencadenó la interrupción del servicio esa noche y hoy derivó en un paro de dos horas en todas las líneas. Los trabajadores responsabilizan a la empresa por el incidente fatal y hasta dijeron a Perfil.com que se habría modificado la escena donde se hallaba el cadáver.

Los compañeros de Martínez estiman que un cable desoldado le produjo una descarga que terminó con su vida y aseguran que, en esas condiciones, el trabajo era una bomba de tiempo.
Diego, padre de un niño de 1 año, ingresó a trabajar a las 10 de la mañana del martes, como todos los días desde hace 5 años. Su jornada laboral concluía sin sobresaltos a las 4 de la tarde pero decidió quedarse para compensar días de licencia.


Seguir leyendo en Perfil.com.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *